Lejos de lo que podría parecer, por la era eminentemente digital en la que vivimos hoy en día, los negocios locales y la geolocalización siguen siendo la clave para muchos. Ya tengas tu propia empresa, o gestiones el marketing para negocios físicos de terceros, debes tener ciertas nociones al respecto.

Y es que, Google continúa ofreciendo a este tipo de negocios soluciones específicamente diseñadas para atraer al público local. Una de estas soluciones es Google My Business o, traducido al español, Google Negocios o Google Empresa.

¿Por qué registrarse en Google My Business?
Con un perfil de empresa en Google Business, podrás hacer que tu negocio aparezca y destaque frente al resto cuando los usuarios busquen una empresa como la tuya.

Al mismo tiempo, este servicio se integra con My Google Maps. Así, cuando los usuarios naveguen por el mapa, pueden ver de forma clara dónde está ubicado tu negocio. Esto es posible gracias a la capacidad que tiene de determinar Google la ubicación de todas las empresas que se hayan registrado en My Business.

Recuerda que… todas las herramientas de Google nos dan información para medir y tomar decisiones trascendentales en nuestro negocio.

Ventajas adicionales de Google Business para empresas
No solo hablamos de geolocalización cuando nos referimos a las funciones de Google My Business para empresas. Estas son el resto de ventajas que obtendrás al dar de alta en Google a tu negocio:

Puedes proporcionar información útil y práctica a tus clientes: Datos como tu horario comercial, tu teléfono o tu página web pueden ser incluidos en tu perfil de Google My Business. Además, tanto tú como tus clientes podréis subir imágenes de tu local o de tus productos.
Te permite comunicar y compartir novedades: No es como un blog corporativo, pero se parece en algunos aspectos. Concretamente, en el relacionado con la posibilidad de comunicar eventos, promociones, ofertas o cualquier otra novedad interesante relacionada con tu empresa.
Es posible interactuar con los usuarios: Google Business permite a los usuarios realizar valoraciones y preguntas relacionadas con tu oferta. Y a ti te ofrece la posibilidad de responder a estos comentarios, interactuando así de forma directa con los usuarios.

Ofrece estadísticas completas: Además de todo lo anterior, con esta herramienta podrás conocer cómo interactúan los usuarios con tu negocio. Google Business te proporcionará información relacionada con, por ejemplo, la forma en la que te encuentran los usuarios o su procedencia.
¿Cómo dar de alta en Google un negocio?
Registrarse en Google My Business no es complicado y, además, se trata de un servicio gratuito. Por todos estos motivos, si tú o tus clientes tenéis un negocio físico, no deberíais dudar en dar de alta en Google a tu empresa.

Para que conozcas el proceso, te detallamos sus pasos, a continuación:

Crear una cuenta de Google
Lo más probable es que ya cuentes con una cuenta de Google, por ejemplo, para gestionar el correo electrónico de tu empresa. Si es así, el primer paso ya lo tendrás superado. Y, si no, es hora de abrir y configurar una cuenta de Gmail profesional o para negocios.

Dar de alta en Google a tu empresa
Para continuar el proceso, tendrás que dirigirte a la página web de Google My Business. A continuación, darás de alta a tu empresa y la ubicarás en el mapa de Google.

Es posible que algún usuario que conozca su ubicación ya la haya indicado, en cuyo caso lo que deberás hacer es solicitar los derechos para administrar la cuenta. Y, si no aparece, tendrás que añadir los datos manualmente.

La verificación tras registrarse en Google
Si no has usado con anterioridad otras herramientas de Google, como Google Places o Google Search Console, tendrás que verificar tu identidad. Hay dos opciones:

Solicitar el envío del código de verificación a la dirección postal que indicaste previamente.
Requerir que el código se proporcione a través de una llamada al número de teléfono proporcionado.
Optimizar el perfil de empresa
No basta con estar, hay que destacar para poder atraer usuarios geolocalizados y convertirlos en clientes. Por eso, aparte de rellenar todos los datos relacionados con la información de tu empresa, te recomendamos seguir algunos consejos y trucos específicos. Toma nota:

Coherencia en los datos: No solo nos referimos al hecho de que estos datos tienen que ser correctos, sino que han de ser coherentes con los que aparecen ya en otros sitios (como los de tu página web o datos de facturación).
Múltiples ubicaciones: Es posible, si tienes varios puntos de venta, que quieras incluir varias ubicaciones. En ese caso, solo se tendrá que seleccionar esta opción a la hora de registrarse en Google.
Valoraciones externas: No solo las valoraciones hechas en Google My Business tienen relevancia para la aplicación, también las que tus clientes realizan en otros sitios, como los directorios locales.
Autoridad del dominio y de tu negocio en redes sociales: Al mismo tiempo, a la hora de mejorar el posicionamiento de tu negocio en Google My Business, se tendrá en cuenta tanto la autoridad en redes sociales como la del dominio web principal.
Estos son solo algunos de los aspectos que debes considerar para tener un perfil optimizado en Google My Business, porque recuerda que la reputación y la imagen que damos en Internet es súper importante para conseguir clics y conversiones.

Fuente: https://vilmanunez.com/