Un chatbot es una tecnología que permite que un usuario pueda mantener una conversación con un programa informático, habitualmente dentro de una app de mensajería, como Facebook Messenger, Slack o Telegram.

Conocer su definición está bien. Pero lo que de verdad funciona para entender un concepto es verlo con nuestros propios ojos. Descubramos algunos ejemplos:

  • KLM: permite consultar vuelos y realizar gestiones a través del Facebook Messenger.

klm-chatbot

 

  • Allset: ofrece la posibilidad reservar mesa en un restaurante.

allset-chatbot

 

  • Growthbot: entrega contenido de utilidad para marketeros.

growthbot-chatbot

 

  • Fynd: busca productos entre varios ecommerce de moda y los muestra en en Messenger.

fynd-chatbot

 

En todos ellos podemos experimentar de primera mano cómo funciona un chatbot: reconoce nuestro lenguaje natural y realiza las acciones que le encomendamos. Como Siri o Cortana, pero en formato texto. Además, gracias a la Inteligencia Artificial aprende sobre nuestros gustos y hábitos. Así va ofreciendo servicios y productos de manera cada vez más precisa.

 

¿QUÉ VENTAJAS TIENEN LOS CHATBOTS?

La respuesta es muchas, ya que al eliminar una interfaz llena de botones y menús también desaparece la necesidad de aprender como navegar en ella, lo que conlleva:

  1. Inmediatez
  2. Ubicuidad, pues con una simple app de mensajería que incluya la posibilidad de incluir bots podemos abrir todas las conversaciones que queramos con tiendas y servicios.
  3. Autenticidad, ya que usamos lo que más natural nos resulta para interactuar en la vida real, que es el lenguaje.
  4. Accesibilidad, con una interfaz mucho más cómoda e intuitiva.
  5. Eficiencia, el usuario consigue más con menos.

 

Estos datos se pueden enmarcar en una evolución de las interfaces de usuario que camina hacia su eliminación, y hacia una interacción con el software sin pantallas o menús, basada en el reconocimiento del lenguaje natural. Esto eliminará por completo la “fricción” entre usuario y software, y supone toda una pequeña revolución en el uso de la tecnología.

 

Fuente: www.40defiebre.com